portada principal

Django desencadenado

El Dr. King Schultz, un curioso caza recompensas, está tras la pista de unos asesinos, los hermanos Britltle, pero solo Django puede ayudar a identificarlos. El Dr. promete la libertad al esclavo si éste le ayuda en su cometido. Una vez finalizada la tarea y vistos los buenos resultados de Django y su destreza con las armas, éste decide seguir con Schultz con la esperanza de liberar a su esposa Broomhilda vendida en el mercado de esclavos.
La tarea les llevará hasta Candyland, una plantación propiedad de Calvin Candie, de quién intentarán rescatar a Broomhilda.

De siempre es sabido que a Quentin Tarantino le encantan los spaghetti Western y que sus películas tienen algo de este género. Pero tenía que hacer su particular homenaje y finalmente lo realiza con Django desencadenado, una historia que curiosamente se aleja de las clásicas narraciones de los western y se adentra en el mundo de la esclavitud en Estados Unidos. Cogiendo el nombre de una de las películas que siempre ha dicho que era de sus favoritas, Django, dirigida en 1966 por Sergio Corbucci y de la que ya utilizó una escena para su perfecta Reservoir Dogs (1992) en la que un general le arranca la oreja a un predicador, nos recrea un Western con una narración muy parecida a todos los grandes Spaghetti Western de Sergio Leone, Corbucci, etc, con la presentación del personaje principal y su motivación, la caída del héroe y el resurgir de éste llevando a cabo su venganza.

En Django desencadenado, Tarantino vuelve a desplegar todo su hilarante humor, sangre, espectáculo y esos largos diálogos entre personajes que tanto gustan a los seguidores.
Es con todo esto que el genial director consigue des de un inicio que te quedes enganchado a la butaca viendo la película, por qué si algo tienen sus producciones, es que saben conectar con la gente para que no dejen pasar ni un segundo viéndolas. Con esos primeros planos que realiza de repente, la filmación excesiva de algunos detalles recreados a cámara lenta, que Tarantino sabe filmar tan bien y sobretodo el gran trabajo que realiza introduciendo canciones en el momento oportuno llevando a cualquier espectador a formar parte de la película.
Personalmente creo que es un genio utilizando la banda sonora en sus filmaciones.

Como en todas sus películas, son los actores quienes redondean el trabajo y en esta ocasión no será diferente. Un gran reparto encabezado por un Christoph Waltz recreando un hilarante cazador de recompensas, Jaime Foxx inflexible en su papel, Leonardo DiCaprio realizando un registro en el que por fin se aleja de sus anteriores y parecidos trabajos, aquí clavando el papel de un malvado propietario de esclavos, y sobretodo un genial Samuel L.Jackson en el papel de un esclavo con privilegios en Candyland.

A parte de todos ellos, tenemos el habitual cameo del director, interpretando a algún personaje, junto con la participación de algunos actores que salen en casi todas sus producciones y la recuperación de algún actor junto con la participación del Django original, Franco Nero. Con la infinidad de referencias cinematográficas que aparecen y habrá que ir descubriendo.

En definitiva, una gran película que gustará a todos, sobretodo a los seguidores de Tarantino, en la que tal vez la larga duración o la bajada de ritmo o interés en el tercer acto de la película, pueden hacer flojear esta divertida producción.

Nominada a diferentes premios:
– 85 edición de los Oscar: Mejor película, Mejor actor de reparto (Christoph Waltz), Mejor guión original, Mejor fotografía, Mejores efectos sonoros.
– 70 edición globos de oro: Mejor película drama, Mejor director, Mejor actor de reparto (Leonardo DiCaprio), Mejor actor de reparto (Christoph Waltz), Mejor guión (Tarantino)
– Critics Choice Awards: Mejor película, Mejor guión original (Trantino)
– BAFTA 2013: Mejor director, Mejor actor secundario (Christoph Walt), Mejor guión original, Mejor montaje, Mejor sonido
– National Board of Review: Mejores 10 películas del año (3º posición), Mejor actor secundario (DiCpario)
– Asociación de críticos de los Ángeles: Mejor actor secundario (Christoph Waltz)
– American film institute (AFI): Top ten 10 mejores películas del año (4º posición)

 

SALVA VILA

Tráiler:

Imágenes:

 

Ficha técnica:
TÍTULO ORIGINAL: Django unchained
DIRECTOR: Quentin Tarantino
GUIÓN: Quentin Tarantino
MÚSICA: Varios
FOTOGRAFÍA: Robert Richardson
REPARTO: Jaime Foxx (Django), Christoph Waltz (Dr. King Schultz), Leonardo DiCaprio (Calvin Candie), Samuel L. Jackson (Stephen), Kery Washington (Broomhilda), Walton Goggins (Billy Crash)
PRODUCCIÓN: Reginald Hudfin, Pilar Savone, Stacey Sher
PRODUCTORA: Sony Pictures, The Weinstein Company
ESTRENO EN ESTADOS UNIDOS: 25 Diciembre 2012
DURACIÓN: 165 minutos

6 comentarios en “Django desencadenado”

  1. Con Django Desencadenado, Tarantino se hace humano y desciende un peldaño tras lo que nos había mostrado en todas sus obras anteriores.
    Aunque está repleta del “toque” tarantiniano, Django es más dificil de digerir y no mantiene el tono en todo momento. Necesita de más visionados con los que seguro mejorará ciertos aspectos, pero esta vez parece que Tarantino se ha querido gustar demasiado y no se ha encontrado.
    Aunque éste era su homenaje directo al spaguetti-western es el film de Tarantino que menos western destila, habiéndo mucho más implicito en sus anteriores filmes.
    La banda sonora sigue siendo excelente y acertada en muchas ocasiones, pero en este caso no da el pleno y hay escenas que no cuadran con la música escogida, igual que los toques de humor, hay un par de escenas que descuadran por completo.
    Los actores estan estupendos, mención especial para Dicaprio y Samuel L.Jackson que está impecable. Recomendada totalmente la versión original para apreciarlo en total plenitud, al igual que a Christoph Waltz, aunque este bebe en demasía de su espectacular trabajo en Malditos Bastardos.
    Pese a su larga duración no se hace pesada en absoluto y se disfruta de lo que pasa en pantalla, aún con los altibajos comentados.

  2. no estoy contigo con lo de la banda sonora, Oscar, creo que Tarantino siempre acierta en este aspecto y en Django continua haciéndolo. Y sobre que en este western hay menos del género que en otras producciones suyas… discrepo un poco. Tal vez el mezclar western con otros géneros como había hecho hasta ahora, impacta más y ves el intrusismo de un género en otro. Al ver directamente un western, no destaca tanto. No sé si me explico…
    Y genial los actores que mencionas.

  3. Bastante de acuerdo con lo que dices Oscar. Aunque lo de la banda sonora es muy personal, no te pueden encajar todas las canciones que elige pero seguro que lo hace siempre con la misma filosofía. Cierto que de western tiene más bien poco y a mi entender podría estar ambientada en una ciudad de los 70 pues DJANGO es aquí “el negro entre 10.000” que era Shaft pero enmendio de plantaciones de algodón. Esperaba más spagueti y más western del que encontré aún así creo que es de lo mejor de este hombre. Y como bien señalas merece más de un visionado.

  4. Vaya por delante que no soy un amante del genero pero creo que sin ser una mala película, Tarantino ha bajado el listón. La verdad que es realmente dificil encajar el estilo tarantiniano en un western, aun así se consigue pero de una manera forzada en ocasiones y alargando mas de la cuenta la película.Muy buena la actuacion de Waltz que repite con Tarantino y que espero poderlo ver en otro registro en breve, nominación al Oscar merecídisima.

  5. Estoy de acuerdo en que la presión del admirado género por Tarantino puede haberle podido en esta ocasión, pero el filme en sí mismo, abstrayéndose de la trayectoria del famosos director, es un auténtico disfrute. Cierto es que parece una más de sus historias de venganza con diálogos repletos de tensión simplemente ubicada en un escenario distinto, pero personalmente he disfrutado mucho con su visionado.

    También de acuerdo en que el filme tiene claros altibajos, pero parece algo inevitable y casi positivo en un filme de casi tres horas de duración como es el caso. Personalmente me pasó como un suspiro, gracias, como siempre, a los brillantes diálogos y a un reparto absolutamente espectacular del cual me gustaria destacar a gran parte de los actores. Gran Don Johnson, abolutamente brillante, una vez más, Christoph Waltz, y altísimo nivel de todo el resto del amplio reparto. Por supuesto destacar a DiCaprio, que efectivamente consigue sailrse de su registro habitual para clavar este malvado personaje controvertido.

    Personalmente disfruté sobremanera del exceso de sangre y cámaras lentas que nos brinda Tarantino, y que se hechan cláramente en falta hoy en día, pues parece que el realismo ha ganado a la espectacularidad en la mayoria de blockbusters de disparos y muertes, y es una pena, pues el cine es para esto, para exagerar y pasar todos lo límites, como hace Tarantino en las escenas de violéncia de Django Desencadenado.

    Totalmente de acuerdo en que el filme tiene poco de spaghetti western al contrario de lo que uno esperaría, pero personalmente creo que el mercado actual no soportaría la lentitud y contemplación de esos clásicos del género.

    Finalmente destacar la banda sonora, una vez más fantásticamente escogida a mi parecer por el director, que parece tener un don para la elección de las canciones y sobretodo para el encaje de las mismas en el momento perfecto del filme.

Deja un comentario