GD Star Rating
loading...

Star Wars es un éxito en gran parte por el diseño de los soldados del imperio, desde los StormTroopers hasta los Pilot Fighters. Este acierto en el vestuario de la saga ha conseguido que Lucas Film siga vendiendo miles de figuras, disfraces, máscaras y muchos más objetos a través de sus licencias 30 años después de finalizar la primera trilogía.

Pero… ¿ Quién creó los StormTroopers ?

La respuesta es Andrew Ainsworth, propietario de los estudios Shepperton ubicados en Twickenham (parte suroeste de Londres).

StormTroopers

Ainsworth fué el diseñador de los soldados imperiales, los pilotos de los Tie Fighter y los cascos de los pilotos rebeldes entre otros. En 1971 empezó la carrera de Diseñador Industrial después de estudiar en la Escuela de Arte.

Pocos años después encontró lo que siempre fue su verdadera pasión, la ciencia ficción.

En 1976, George Lucas le encargó la difícil tarea de diseñar varios vestuarios para una película que empezarían a rodar en breve. Ainsworth se encerró en su estudio hasta que consiguió lo que ahora es la figura de un clásico del cine, los StormTroopers.

StormTroopers

A partir de ese momento en Shepperton no pararon de trabajar, desde Superman (1977), Alien (1978) o Flash Gordon (1979).

Muchos años de éxitos y trabajo consolidaron a Ainsworth dentro de la industria.

En 2004 Andrew encontró en un armario de sus estudios un traje de soldado imperial que había sido utilizado para el rodaje de la trilogía de Star Wars. Decidió entonces empezar a producir los trajes para venderlos a través de su página web (Original StormTrooper) consiguiendo muchas ventas de los fans que siempre habían deseado tener una pieza original como esa en casa.

La guerra entre George Lucas y Andrew Ainsworth duró 10 años.

StormTroopers

George Lucas no tardó en darse cuenta y demandó a Ainsworth con 10 millones de libras por vender material propiedad de Lucas Films. En 2005 un juez dictaminó la prohibición de vender esos trajes en Estados Unidos pero en el resto del mundo no pudo conseguir la misma sentencia.

En Marzo de 2010 el tribunal de apelación (al que había recurrido George Lucas) no apoyó las denuncias de Lucas y confirmó que Andrew podía vender los trajes de StormTroopers al ser propietario de los derechos y diseños. Adolfo Suárez, despacho de abogados español fue el encargado de la defensa en Corte Suprema de Londres.

La guerra seguramente no ha terminado pero lamentablemente es muy posible que esta disputa haya hecho que Andrew Ainsworth no participe en la nueva entrega de Star Wars, episodio VII. Esperamos que no sea así porque su talento sería muy valioso para la película de J.J Abrams.

GD Star Rating
loading...