Quentin Tarantino ha decidido abandonar el proyecto que estaba preparando The Hateful Eight debido a una filtración del guión. Según el director, solo había entregado el guión a seis personas, entre ellos los actores Michael Madsen, Bruce Dern, y Tim Roth, aunque los exculpa a los tres y cree que el culpable es alguno de sus agentes:Sé que Tim no lo filtró. Pero uno de ellos dejó que su agente lo leyera y ese agente se lo ha pasado a todo Hollywood. No sé cómo funcionan esos putos agentes, pero esta película no va a ser mi siguiente film.

Debido a este enfado, Tarantino parece decidido a publicar el gión como libro y empezar otro proyecto: Pasaré a lo siguiente. Tengo diez proyectos más que han salido de donde salio ese.

Normalmente los guiones de Tarantino han sido filtrados con anterioridad al rodaje, pero esta vez a molestado al director ya que solo lo tenian seis personas y estaba empezando el proyecto.