Película del genero comedia de terror, esta gamberrada llamada Chillerama se toma en serio el reto de faltar a todo lo establecido, transgredir todos los límites y ofender al más liberal y comprensivo de los espectadores. No es de extrañar su escasa distribución comercial, teniendo en cuenta que su contenido es explícitamente sexual, inmoral, escatológico y, en definitiva, sumamente desagradable. Sorprende por ello su más que digna realización y la presencia de algunas caras famosas que incomprensiblemente se han prestado a esta locura, caso aparte el del actor porno Ron Jeremy, que está en su salsa.

La trama, titulada Zom B Movie, nos muestra a tres amigos que asisten a la ultima proyección de un autocine a las puertas del cierre por quiebra. Lo que estos desconocen es que un trabajador de éste ha sido infectado por su difunta exmujer en una bizarra escena inicial de corte visual clásico pero de contenido modernamente grosero. Mientras se masca la tragedia vamos asistiendo a las proyecciones de la velada, presentadas por un nostálgico personaje con tendencias suicidas que interpreta el conocido actor Richard Riehle, que tiene una conocida cara que recordareis de su papel en la excelente The Man from Earth (2007) o de Gigoló (Deuce Bigalow: Male Gigolo, 1999), aparte de salir en infinidad de series y telefilmes.

La primera historia, llamada Wadzilla, destaca por ser la de corte más clásico aun siendo políticamente incorrecta. Trata sobre un ejecutivo con problemas de fertilidad que se somete a un tratamiento experimental para aumentar la calidad de sus espermatozoides, resultando este en un aumento descontrolado del tamaño de los mismos cada vez que recibe alguna estimulación. Con la presencia de Eric Stolz actuando de militar y el actor Ray Wise como el doctor, la trama se va descontrolando hasta que llega a esperpénticas escenas de un espermatozoide gigante atacando la ciudad de Nueva York a modo de Gozdzilla o cual el mismo King Kong.

La segunda historia, llamada Warebear (I Was a Teenage Werebear), es un musical parodia de los filmes de hombres lobo como Teen wolf (1985) y de clásicos como Rebeldes sin causa (Rebel Without a Cause, 1955) o Grease (1978), que nos cuenta como el joven protagonista tiene serias dudas respecto a su sexualidad, y tras una dura lucha interior descubre que en el fondo es un Warebear, es decir, un homosexual al que le gustan los hombres peludos estilo osito, siendo tentado por la banda de los mismos, que rivalizan con los típicos estudiantes guaperas.

La tercera historia se titula El diario de Anna Frankenstein (The Diary of Anne Frankenstein), dando un paso más allá en lo políticamente incorrecto. La historia nos muesta en formato blanco y negro como la familia judía Frank, que acortó su apellido real, Frankenstein, para huir de la mala fama del apellido del abuelo de la familia, que experimentó para revivir los muertos, es descubierta en su ático por Adolf Hitler. Este, interpretado istriónicamente, tras matar a toda la familia, se hace con el Diario de Anne Frankenstein, libro que detalla el proceso para devolver los difuntos a la vida. A partir de aquí, el corto nos brinda des de un Hitler que habla judío hasta un Frankenstein con aspecto de rabino, pasando por una Eva cachonda y un Adolf absolutamente estúpido.

La cuarta historia se titula Deathication, en un juego de palabras entre muerte y defecación, lo cual ya promete puro mal gusto por doquier, afortunadamente solo se nos ofrecen unos pocos minutos que se hacen en realidad eternos.

Podemos concluir que Chillerama, estrenada en agosto de 2011 en el Fantasy Filmfest, son dos horas de despropósitos, con momentos sumamente graciosos, que pondrán a prueba nuestra resistencia y nuestra tolerancia moral para intentar hacernos pasar un rato divertido. Francamente impactante.

   JORDI CIERCO

logo findelahistoria

 

 

 

Imágenes:


 

Tráiler de Chillerama:

 

Ficha técnica:

DIRECTOR: Adam Green, Joe Lynch, Adam Rifkin, Tim Sullivan
GUIÓN: Adam Green, Joe Lynch, Adam Rifkin, Tim Sullivan
MÚSICA: Patrick Copeland, Andy Garfield, Bear McCreary
FOTOGRAFÍA: Will Barratt
REPARTO: Adam Rifkin, Sean Paul Lockhart, Gabby West, Anton Troy, Lin Shaye, Adam Robitel, Joel David Moore, Kane Hodder, Kristina Klebe, Richard Riehle
PRODUCTORA: Image Entertainment
DURACIÓN: 120 minutos

WEB OFICIAL: http://www.chillerama.com/