Crítica:

Interesante thriller de ciencia-ficción, Extraction, también llamada Extracted, nos propone propone la premisa de que es posible sumergirse en la memoria de uno mismo gracias a la ayuda de una compleja máquina que nos permite catalogar y clasificar todos nuestros recuerdos almacenados, para posteriormente poder visualizarlos a voluntad siempre con los límites de la propio memoria. Esa premisa es la que da lugar a este filme, que nos cuenta la historia de Thomas Jacobs, inventor de la revolucionaria tecnología, que se ve forzado por necesidades económicas, debido al alto coste de su investigación, a redirigir sus esfuerzos a poder hacer lo propio con la memoria ajena.

Es en esta búsqueda de financiación desesperada que nuestro investigador protagonista acaba experimentando en la inmersión en la memoria de un preso convicto en busca de pruebas de su culpabilidad de un crimen del que no se ha podio demostrar su autoría. Es el departamento de prisiones quien está interesado en subvencionar esta tecnología con la esperanza de que permita definir sin lugar a dudas casos sin resolver con un claro sospechoso. A pesar de sus reticencias, nuestro científico acaba accediendo a trabajar para este dudoso benefactor, cuyos intereses se alegan en gran medida de los objetivos altruistas originales de su ambicioso proyecto científico. Es en una precipitada demostración de su funcionamiento con los inversores que Thomas queda atrapado en la mente de este recluso, quedando su cuerpo en coma sin que nadie tenga conocimiento de lo que ha sucedido y de donde reside actualmente su consciencia.

Poco a poco Thomas irá dándose cuenta de que puede llegar a comunicarse con el preso dentro del que reside a través de alterar recuerdos activos en la memoria del mismo, pretendiendo así conseguir que este coja consciencia de la situación y le ayude a poder volver a su propio cuerpo y seguir así con su vida junto a su mujer y a la hija de ambos que ni siquiera conoce tras estar cuatro años atrapado en la traumatizada mente de este peculiar individuo acusado de asesinato.

Destaca en Extraction la interpretación del protagonista Sasha Roiz, al que vimos en filmes como El día de mañana (The Day After Tomorrow, 2004) y 16 calles (16 Blocks, 2006), y que realiza un buen trabajo con este científico absorto en su trabajo y atormentado por su cautividad en la mente del otro actor que destaca, Dominic Bogart, en el papel de este recluso con buenas intenciones y oscuro pasado. Aparte de los dos protagonistas, sólo destacar la conocida cara de Richard Riehle, actor que recordaréis de El fugitivo (The fugitive, 1993) o de la absolutamente brillante El hombre de la Tierra (The Man from Earth, 2007).

El filme transpira frescura tanto por la idea que nos muestra como por la estética visual con la que la materializa, huyendo de excentricidades para mostrarnos un interior de la mente ordenado y cristalino que nos atrapa sin darnos cuenta. Extraction consigue así dejarnos una sensación muy especial a pesar de lo liviano de su visionado, convirtiéndose en na de esas películas que nos da mucho en lo que pensar y por lo que fantasear, y esa es su mayor fuerza.

   JORDI CIERCO

logo findelahistoria

 

 

 

Imágenes:


 

Tráiler:

 

Ficha técnica:

DIRECTOR: Nir Paniry
GUIÓN: Gabriel Cowan, John Suits, Nir Paniry
MÚSICA: Tim Ziesmer
FOTOGRAFÍA: Mark Putnam
VESTUARIO: Sami Martin Sarmiento
REPARTO: Sasha Roiz, Jenny Mollen, Dominic Bogart, Richard Riehle, Nick Jameson, Rodney Eastman, Frank Ashmore
DIRECCIÓN ARTÍSTICA: Jennifer Giron
PRODUCTORA: New Artists Alliance
DISEÑO DE PRODUCCIÓN: Sarah M. Pott
PRODUCCIÓN: Gabriel Cowan, John Suits
ESTRENO EN USA: 10 Marzo 2012 (South by Southwest Film Festival)
ESTRENO EN REINO UNIDO: 9 de Septiembre 2013