Only god forgives

ESPECIAL VISTA EN SITGES
Julian es un fugitivo de la justícia amaeticana que dirige un club de Muay-Thay en Bangkok como tapadera de una organización ilegal de drogas.
Cuando su hermano Billy aparece muerto tras matar a una prostituta, la policía recurre al agente retirado Chang, que no tardará en dar caza al hermano del protagonista.
La madre de Julian, Jenna, cabecilla de una organización criminal, planea un ajuste de cuentas y le ordena a Julian que dé caza al asesino de su hermano, empezará así un viaje hacia su redención a través de la venganza.Una de las películas más esperadas del Festival de Sitges que llegaba tras ser abucheada y tratada de excesivamente violenta en Cannes y que nos deja un sabor muy agridulce.