Bestias del sur salvaje

Bestias del sur salvaje es una película dura, cruda, difícil de ver y digerir. En algunos momentos se acompaña de preciosas imágenes, pero la mayor parte del relato produce angustia y sufrimiento.

Debido al deshielo sube el nivel del mar y se crean diques de protección para salvaguardar la seguridad de la población, pero en las tierras del sur, fuera de los diques, siguen viviendo ciertos pueblos que se niegan a abandonar su hogar. En uno de estos pueblos, vive una niña con su padre enfermo. Su relación estará marcada por continuos enfrentamientos debido a la precária situación en la que viven y a la grave enfermedad del padre, agravada por el consumo de alcohol.